Especiales Vicepresidencia

Discurso

Palabras de la Vicepresidente de la República, Marta Lucía Ramírez en Foro Tejiendo Justicia, Red Universitaria por la Igualdad, Inclusión y Transparencia.

5 de abril de 2019

Universidad El Rosario

 

Gracias a la señora Ministra de Justicia por su iniciativa de retomar el esfuerzo maravilloso de esta red.  Me alegra también encontrar siempre en la universidad del Rosario, es su rector el doctor Alejandro Cheyne, unos coequiperos totalmente convencidos de la necesidad de trabajar juntos, la academia, el sector público y el sector privado porque la transformación de esta sociedad tenemos que hacerla entre todos, de la mano de nuestros estudiantes, de la juventud colombiana, porque acá no podemos seguir diciendo que el futuro le pertenece a los jóvenes sino que ya esté presente es de ustedes, y nosotros tenemos que ser coequiperos que les ayudemos a ustedes a desarrollar mejores herramientas para asumir la responsabilidad que desde ya tienen frente al país.

 

Me alegra enormemente estar en compañía de Ana Güezmes, su trabajo como Representante en Colombia de ONU Mujeres ha sido fundamental para nosotros en este esfuerzo que estamos haciendo junto con la Consejería para la Mujer, con Ana María Tribín que está a cargo de esa Consejería porque es muchísimo lo que queremos hacer en Colombia para lograr esta equidad de género, para lograr que uno  los objetivos del desarrollo sostenible como es la igualdad de los derechos de las mujeres se materialicen en Colombia, pero no solamente a través de las normas, fundamentalmente a través de una cultura del respeto a las condiciones iguales que tenemos las mujeres para aportar al  desarrollo de esta sociedad, y los aportes de Ana han sido fundamentales porque tiene todo ese observatorio de lo que ha pasado en otros países; cuáles son las prácticas que mejor han servido en otros países, y nosotros ya queremos pasar de los diagnósticos, de los documentos y los papers académicos, con todo el respeto por ustedes y por la universidad, para lograr concentrarnos en las acciones, el país no aguanta más dilaciones, tenemos que concentrarnos en la acción y esa acción tiene que ser contundente y lograr que a través del acceso a la justicia empecemos a actuar eficientemente en esas transformaciones sobre los derechos iguales de las mujeres, pero también, como dijo el doctor Jairo Clopatofsky, y con quién también me alegra estar acá, necesitamos que haya un mejor acceso en las personas en condición de discapacidad a todas las posibilidades dentro de la sociedad colombiana.

 

Que alegría, la Viceministra de Justicia, Juanita María López, nos sentimos muy contentos cada vez que estamos trabajando con ese equipo maravilloso que tiene la Ministra de Justicia, qué bueno estar con todos los decanos de la Universidad de El Rosario, los decanos y docentes de distintas universidades del país, con los estudiantes de esta universidad, distintos estudiantes, los representantes de los consultorios jurídicos, de la comunidad académica; felicito ese maravilloso coro del Colegio Mayor del Rosario, cada vez que lo oigo me alegra cómo le dan ese espacio a la cultura; a mí me tocó la época en que era la Tuna de El Rosario, no sé si todavía hay tuna y coro; a los representantes de todas las organizaciones con discapacidad, a todos los invitados especiales, doctor Fernando Cepeda, que dicha estar acá compartiendo también con usted; a los amigos de los medios de comunicación.

 

Celebro está importante decisión que se ha tomado por parte de la Ministra de Justicia para retomar los esfuerzos que ya desde el pasado venían haciéndose para este trabajo mancomunado entre los consultorios jurídicos, y lograr de esta manera que la Red Universitaria ahora ya no solamente por la igualdad de la mujer sino por la igualdad también de las personas en discapacidad; pero también es una Red que va a asumir el trabajo que necesitamos que se haga en esta sociedad, para prevenir la corrupción, para luchar contra la corrupción, para lograr un país con más transparencia y por eso también celebro que nos acompañe el Subsecretario de la Secretaría de Transparencia de la Presidencia de la República.

 

Le preguntaba ahora al doctor Alejandro cuántas universidades hay en este convenio y él me dijo son 75, después la Ministra nos aclaró son 84, esto nos muestra cada vez una mayor conciencia de la universidad colombiana sobre la necesidad de incorporarse a los esfuerzos que se hacen desde el Gobierno nacional, desde el Estado colombiano. Como bien decía la señora Ministra de Justicia, no es suficiente lo que hagamos en el gobierno, necesitamos a la universidad colombiana involucrada a fondo con lo que queremos transformar en este país, de tal manera que estás 84 universidades en más de 25 municipios nos van a permitir ponerle más acelerador a estos objetivos de la igualdad de género, de la igualdad de la población en condición de discapacidad y de una sociedad más transparente, que de verdad luche contra la corrupción y sabemos que esa lucha contra la corrupción también será efectiva solamente en la medida en que la sociedad colombiana se comprometa por esa transparencia.

 

Nosotros vemos que este nuevo enfoque de la Red que abarca no solamente el desarrollo de acciones relacionadas con los ejes temáticos, sino también que es una Red que ha venido durante estos últimos meses desarrollando una serie de principios que nos parece que son todos ellos muy valiosos, y que resumiría; primero, su compromiso con las nuevas líneas de trabajo en las dos nuevas que anunciamos: la discapacidad y la lucha contra la corrupción. De tal manera que se pueda fortalecer la capacidad transformadora del derecho para el cambio social.

 

Por otro lado también ese compromiso con lograr la formación de los nuevos abogados con una mayor conciencia de los principios de la ética y de la solidaridad, porque pretender la inclusión de las mujeres en esta sociedad, pretender la inclusión de la población en condición de discapacidad, es un asunto ético y es también algo que debemos enfatizar cada vez más: la solidaridad que debe haber en la sociedad colombiana para poder lograr terminar toda esta desigualdad y esta manera de tener esa sociedad más justa, más equitativa, más incluyente, que nos permite alcanzar la verdadera paz.

 

En tercer lugar el principio de la sensibilización comunitaria, porque no es sólo lo que se hará desde el Estado, de lo que se haga desde la academia, es fundamental lo que se haga desde la sociedad, y qué más importante que los Consultorios Jurídicos para lograr esta sensibilización comunitaria.  

 

En cuarto lugar, la generación de un nuevo conocimiento; evidentemente hay muchos temas sobre los cuales la humanidad entera está evolucionando, se está transformando todos los días, temas que antes no eran objeto de la formación académica y que ahora es impensable que no estén incluidos dentro del pensum académico. El derecho, como decía la Ministra de Justicia, tiene que tener en cuenta todas estas realidades sociales y necesitamos que nuestros abogados, que son además los futuros jueces, estén totalmente conscientes de esas realidades, ese nuevo conocimiento, teniendo en cuenta también tantos acuerdos, conferencias, tratados internacionales que hoy regulan estas materias y sobre todo que recogen las buenas prácticas y las buenas experiencias de otros países.

 

En quinto lugar la atención inclusiva y la prestación de servicios de asesoría jurídica, representación judicial y conciliación. Como decía el doctor Alejandro este trabajo de los consultorios jurídicos, entendido como parte de la responsabilidad social de las universidades, tienen una gran importancia porque no es solamente el servicio que se esté dando a la sociedad sino también es el servicio y la oportunidad que se está dando a  nuestro jóvenes a través de estos consultorios, para que ellos estén en contacto desde muy jóvenes con esas realidades de la sociedad y esto debe contribuir también a su formación como abogados, con esa visión humanística que decía la Ministra. 

 

Me gustó mucho cuando el doctor Alejandro se refería a que hoy hay una educación mucho más individualizada, que tiene en cuenta la dimensión física, económica y social de los estudiantes; que tenga en cuenta que las condiciones de una mujer que ha sido violentada, las condiciones de una persona en condición de discapacidad son diferentes, y esas circunstancias mismas se deben tener en cuenta en la aplicación del derecho porque el derecho no puede ser algo de autómatas, tiene que tener en cuenta esas consideraciones y esas circunstancias particulares. Sabemos muy bien las cifras, es importante reconocer que en la ausencia de una de unas estadísticas permanentes y de unas cifras precisas también ha sido muy difícil tener unas buenas políticas públicas sobre estos temas. De verdad que todavía a estas alturas uno se impresiona al preguntar muy bien cómo esta categorizada la población en discapacidad en nuestro país, y esa es una de las dificultades con lo que nos hemos encontrado. Por eso, para nosotros, es importante que en este Plan Nacional de Desarrollo, por primera vez se están incluyendo capítulos específicos; primero, para garantizar la igualdad de la mujer  y segundo para lograr realmente esas políticas públicas en beneficio de la población en discapacidad porque hay cifras muy imprecisas, cifras que son contradictorias las que nos dan unas fuentes, las que nos dan otras; lo que estamos haciendo en el gobierno del Presidente Iván Duque es trabajar de la mano del DANE, para que tengamos una información mucho más precisa, una información más actualizada y sobre todo, una información que nos permita mirar por categorías y de esta manera entonces acertar mucho más en nuestras políticas públicas.

 

En el caso de la violencia de género sabemos que las cifras son bastante desalentadoras. Cruzando informaciones con Medicina Legal, también con la Fiscalía, son muchísimos los casos de violencia contra la mujer; en el año 2018 se registraron mil muertes violentas de mujeres asesinadas por terceras personas y alrededor de diez mil muertes violentas masculinas, según el instituto de Medicina legal. En estas muertes desafortunadamente también hay una gran cantidad de casos en donde el origen de la muerte es la violencia intrafamiliar,  esto nos muestra la necesidad urgente de atacar no solamente la consecuencia que es el homicidio, la violencia y la aplicación de la justicia sino cómo podemos atacar la causa, y por eso estamos en un gobierno que está muy interesado en este trabajo con las universidades para entender mejor qué está pasando en la sociedad Colombiana, qué está pasando en las familias colombianas, cómo podemos lograr que sea desde la familia donde insistamos muchísimo más en la formación, en el respeto al otro, el respeto a la mujer por sus capacidades, por sus condiciones, porque es un ser humano; pero también en el respeto a esa persona que con una condición de discapacidad es tan igual a cualquiera de nosotros y merece ese trato digno. El concepto de la dignidad de la persona humana tiene que ser el norte, sea el eje, el rector de la aplicación de la justicia por parte de los jueces y también el apoyo que nos podamos dar desde los Consultorios Jurídicos.

 

Y la labor de la familia también en materia de transparencia y lucha contra la corrupción es fundamental, no podemos sorprendernos de tener una sociedad donde hay casos tan aberrantes de corrupción todos los días, que además afectan a todos los colombianos, que afectan a millones de personas, cuando se roba la plata de la alimentación escolar están afectando a millones de colombianos. Ayer estuve en Cúcuta, y le decía ahora la Ministra, se sorprende uno, una y otra vez los casos de corrupción, pero es en todo el país, no es una región en particular, sobre la alimentación escolar, y ahora viendo esta tragedia humanitaria que vive Venezuela, también la corrupción alrededor de la cooperación, del apoyo a los migrantes. Hay un problema de fondo en esta sociedad, es un problema de valores, es un problema que tiene que ver la esencia del ser, de esta manera en que vivimos en sociedad, pasando por encima de todos, cuando realmente tenemos que tener en cuenta ese respeto a la dignidad del otro y ese respeto a lo que no es propio, el respeto a todo lo ajeno y particularmente a los bienes públicos.

 

De tal manera que trabajamos, sobre todo, en poner las cifras al día, en tener unas cifras que están a prueba de todo, cruzando distintas fuentes de información, por fortuna tenemos tanta tecnología que nos habla de la minería de datos, del blockchain, de tantos avances en estas fuentes de información y vamos a tener, tanto para el caso de discapacidad, como también de las mujeres y en materia de prevención, una cifras y una fuente de información que nos permitan ser más asertivos en la política pública.

 

En segundo lugar, es bien importante que para estos tres temas: el de la mujer, el de discapacidad y el de la lucha contra la corrupción estamos trabajando en el fortalecimiento institucional, porque otra las cosas que nos hemos encontrado es que es importante tener Consejería Presidencial para la Mujer, que bueno tener de Consejería Presidencial para población con Discapacidad, por primera vez, una Secretaria para la Transparencia, pero vamos a ver y son desde el punto de vista institucional tremendamente débiles, no tiene ninguna facultad que les permita tomar la iniciativa de  investigaciones, que tengan además una capacidad también sancionatoria o que tengan por lo menos una capacidad preventiva; en las consejerías no hay la posibilidad de una acción, por ejemplo, en el caso de la lucha contra la corrupción, de suspender contratos, o de suspender funcionarios, de pedir a la Procuraduría ayúdenos en esto para poder evitar, no.  Tenemos un Estado que  desafortunadamente llega a posteriori de los hechos, cuando ya se han consumado los hechos, y entonces estamos hablando de una aplicación de justicia que muchas veces es la consecuencia de una inacción y de una gran negligencia en el manejo del Estado y en nuestra capacidad de prevención.

 

Entonces esta área del fortalecimiento institucional para los tres temas que nos ocupan, es también muy importante. Estamos a través del Plan Nacional de Desarrollo, fortaleciendo las capacidades, pero por otro lado esforzándonos en que los tres temas tengan una visibilidad a nivel nacional, y ahí es donde yo quisiera conectar con los 25 municipios donde están estos 84 Consultorios Jurídicos; tenemos que lograr en todos los municipios de Colombia los temas de género, de transparencia y de población en discapacidad tengan visibilidad y tengan algo de institucionalidad.

 

En el caso de la mujer venimos trabajando con la consejera para que todos los alcaldes de este país entiendan que tener una Secretaría de la Mujer es importante, que no nos pueden decir que les interesan los temas de la política pública de mujer, cuando una mujer quiera buscar la posibilidad de ser emprendedora, o una mujer que ha sido víctima de violencia quiera acudir al Estado a dónde va si no hay ningún sitio donde sean visibles  los temas de la mujer. Entonces este tema de las Secretaría de género en las alcaldías es algo que venimos trabajando de la mano con la consejería, encontramos al inicio del gobierno que habían tal vez seis o siete municipios con Secretaria de género, en este momento ya tenemos en principio un acuerdo firmado por 350 alcaldes, con lo cual nos sentimos satisfechos de ver que aquí va creciendo esta presión nuestra y la aceptación de tener las secretarías de la mujer. Hemos sido muy cuidadosos en el mensaje, aquí no se trata de montar burocracia, yo les he pedido a los alcaldes, ustedes saquen una persona de la Secretaría de Gobierno o de la  Secretaría de Hacienda y Desarrollo Económico, póngame tres personas en la Secretaría de la Mujer y nosotros con la consejera Ana María Tribín, les entregamos el material, la formación, le vamos a hacer entrenamiento para que sean muy efectivos en este tema de la prevención de la violencia, pero sobre todo del empoderamiento. 

 

Demos aterriza en lo que realmente  es fundamental en la política tanto para la población en discapacidad como para las mujeres; tenemos que lograr que sean personas autónomas, por eso la importancia de la dignidad de la persona, porque una persona en condición de discapacidad, en la mayoría de los casos, puede adquirir conocimiento y puede tener algún tipo de actividad económica, la autonomía económica es fundamental para estas personas. Uno recuerda con horror esa época donde inclusive  en el Código Civil, se les trataba como incapaces y eran prácticamente desechables en la sociedad, perdón por esta expresión, ahora por fortuna ha ido avanzando la ciencia, los cuidados, la familia, y uno ve cómo personas con síndrome de down, que anteriormente se asumía que no iban a tener ninguna posibilidad, hoy son personas plenamente autónomas, tienen trabajo, funciona socialmente.

 

Por esa razón muchísimo énfasis en nuestra política es lograr esa capacidad de trabajo, esa autonomía económica, a la medida de sus circunstancias, pero a eso es a lo que le queremos apostarle sobre todo que las mujeres puedan trabajar; tener una autonomía económica significa que sean menos vulnerables frente a la violencia familiar, que sean menos vulnerables también frente a los casos de acoso, entonces estamos haciendo un trabajo con todas las entidades del Gobierno Nacional para que en cada ministerio haya unos compromisos orientados a ese empoderamiento, a esa mayor capacidad de mujeres y de personas en condición de discapacidad, para desarrollarse más desde el punto de vista profesional y productivo y para desarrollarse más desde punto de vista laboral y lo segundo, también el empoderamiento en materia de liderazgo. 

 

Queremos que las mujeres asuman mucho más en esta sociedad tanto en el sector privado como en la política. Un mayor liderazgo también hace que haya más autonomía, menos riesgo y espacio para sufrir todo tipo de violencia.  Tenemos, en primer lugar, el fortalecimiento institucional, en todos los municipios del país estamos trabajando para que se haga visible el tema de la discapacidad y de la  mujer; estamos trabajando de manera articulada con los ministerios, a cada uno de los cuales les hemos exigido objetivos y metas concretas para apoyar a la población en discapacidad, y, al tener unas cifras cada vez más precisas vamos a poder trabajar con más foco, porque si se tiene claro que las personas que tienen mutilación, por ejemplo, por acción de las minas antipersonales están localizadas fundamentalmente en 3, 4, 5 departamentos, allí también va a tener ese mayor foco. 

 

Todo esto es importante compartirlo con ustedes, porque la política pública que estamos en este momento diseñando nos da la absoluta convicción de que podemos transformar la realidad de las mujeres y de las personas en condición de discapacidad, pero necesitamos que las facultades de derecho y no solamente las derecho, en cuanto a la aplicación de la justicia y la garantía de acceso de todas estas personas a sus derechos plenos como colombianos, como seres humanos este siempre  muy presente en los procesos  y en el apoyo que se da desde esta Red de universidades. 

 

Nosotros queremos también instarlos a ustedes a que ojalá logren a que las universidades que hacen parte de la Red pasen muy pronto de 84 y subir de 25 municipios a muchos más, y en esa materia va a ser importante para ustedes, una vez que tengamos unas cifras más precisas a través del DANE, para poder entre todos trabajar con un mejor foco. 

 

Ustedes desde la academia tienen mejor capacidad de articulación que nosotros, pero si les quiero decir: es importante que en los Consultorios Jurídicos haya unos protocolos sobre cómo facilitar el acceso de las personas a los servicios, inclusive al servicio del Consultorio Jurídico. Yo lo veo todos los días, lo viví en campaña, lo veo ahora, cuando uno va y encuentra esta desesperación a veces de la gente de poder saber quién le puede ayudar frente a cualquier caso de violencia, de negación de sus derechos o de exclusión, porque esta es una sociedad en la que desafortunadamente la exclusión es bastante evidente, y encuentra uno que la gente no sabe a dónde acudir.  Es importante en los Consultorios Jurídicos explicar por paso, 1, 2, 3, y ojalá poder estandarizar esto en los distintos Consultorios Jurídico del país. Nosotros no podemos, no tenemos recursos, este es un Gobierno que no considera que aumentando la burocracia podamos hacer una mejor función, queremos mantener esta austeridad y la tenemos que mantener, además, porque tampoco hay recursos de dónde echar mano, no podemos tener oficinas de la Consejería de Discapacidad por todos los municipios de Colombia, ni de la Secretaría de la Transparencia por todos los municipios; sí le estamos exigiendo a los alcaldes la Secretaria de la Mujer, pero tenemos que ser cada vez más eficientes entre todos a través de las redes, la  tecnología, la información a los ciudadanos y qué mejor que sean los Consultorios Jurídicos que promuevan toda esta circulación de información que a la gente la oriente y le diga cómo acceder a la oferta institucional y a los servicios del Estado.

 

Termino diciendo de nuevo, muchísimas felicitaciones pero sobre todo muchísimas gracias. Nosotros los necesitamos y todos los colombianos nos necesitan a nosotros y a ustedes. Aquí está el conocimiento, aquí está la capacidad de profundización y de  investigación, no dejemos que toda esta profundización y esta investigación sea útil solamente para las disertaciones académicas, sino que tenga su mayor utilidad llevándola al terreno y poniéndola al acceso del común de los ciudadanos.

 

Muchas gracias​

 

Relacionadas